El ganador del Óscar por Forrest Gump y Philadelphia se encuentra promocionando su proyecto más reciente, la cinta de la Segunda Guerra Mundial Greyhound, la cual tiene agendado su estreno para este 10 de julio. Por este motivo, conversó con la revista People y, durante la entrevista, soltó los contundentes comentarios:

“Realmente, sólo hay tres cosas que podemos hacer para llegar a mañana: usar cubrebocas, distanciamiento social y lavado de manos. Todo eso es muy simple, muy fácil, y si alguien no puede poner en práctica esas tres cosas básicas sólo pienso: ‘Qué vergüenza’. No seas un p— y hazlo. Haz tu parte. Es básico. Si estás manejando un auto, no lo haces rápido, sino que usas tus direccionales y evitas atropellar a los peatones. Santo cielo, es sentido común”.

No resulta curioso que el llamado “papá de América” esté tan activo en la causa que insta a las personas a contribuir al aplanamiento de la curva de contagios, pues él ya vivió de cerca el tratamiento cuando se infectó. De hecho, en ese entonces lanzó una extensa carta donde pedía a sus seguidores cuidarse y mantenerse a salvo.

Asimismo, durante la conversación se le preguntó cómo él y su cónyuge habían vencido los horribles síntomas. Hanks afirmó que, a los ojos del público, ellos son “supervivientes modelo” del virus, por lo que aún habiéndose recuperado siguen en aislamiento, tal y como ha sido requerido por la mayoría de los gobiernos alrededor del planeta.


Cuando anunció que había dado positivo para el COVID-19, el intérprete compartió las siguientes palabras:
“Los Hanks seremos evaluados, observados y aislados durante el tiempo que lo requiera la salud y la seguridad públicas. No es mucho más que un enfoque de un día a la vez, ¿no?”

Dejar un mensaje