La artritis idiopática juvenil (AIJ) Es un término que se utiliza para describir un grupo de trastornos en niños, el cual abarca la artritis. Se trata de enfermedades prolongadas(crónicas) que causan dolor e inflamación articular. Los nombres que describen este grupo de afecciones ha cambiado con el paso de varias décadas en la medida que se sabe más al respecto.

Causas

La causa de la AIJ se desconoce. Se piensa que es una enfermedad autoinmunitaria. Esto significa que el cuerpo ataca y destruye por error el tejido corporal sano.

La artritis idiopática juvenil generalmente ocurre antes de los 16 años. Los síntomas pueden empezar incluso desde los 6 meses de edad.

La Liga Internacional de Asociaciones de Reumatología (International League of Associations for Rheumatology – ILAR) ha propuesto la siguiente forma de agrupación para este tipo de artritis infantil.

• AIJ sistémica inicial. Implica dolor o inflamación articular, fiebres y erupciones cutáneas. Este es el tipo menos común. pero puede ser el más severo. Aparenta ser diferente a los otros tipos de AIJ y similar a la enfermedad de Still inicial en adultos.

• Poliartritis. Involucra muchas articulaciones. Esta forma de AIJ puede convertirse en artritis reumatoidea. Puede comprometer 5 o más articulaciones grandes y pequeñas de las piernas y los brazos, al igual que la articulación de la mandíbula y el cuello. Se puede presentar el factor reumatoideo.

• Oligoartritis (persistente y extendida). Compromete de 1 a 4 articulaciones, por lo regular, las muñecas o las rodillas. También afecta los ojos.

• Artritis relacionada con entesitis. Se asemeja a la espondiloartritis en adultos y a menudo compromete la articulación sacroilíaca.

• Artritis psoriásica. Se diagnostica en niños que tienen artritis y psoriasis o enfermedades de las uñas, o bien han tenido algún familiar cercano con psoriasis.

Síntomas

Los síntomas de la AIJ pueden incluir:

• Articulación hinchada, roja o caliente

• Cojera o problemas para usar una extremidad

• Fiebre alta y repentina, que puede ser recurrente

• Erupción cutánea (en el tronco o las extremidades) que va y viene con la fiebre

• Rigidez, dolor y rango de movimiento limitado en una articulación

• Lumbago que no desaparece

• Síntomas generalizados como piel pálida, inflamación de los ganglios linfáticos y apariencia de enfermo.

La artritis idiopática juvenil también puede causar problemas oculares llamados uveítis, iridociclitis o iritis. Puede no haber síntomas. Cuando los hay, pueden incluir:

• Ojos rojos

• Dolor ocular, el cual puede empeorar al mirar a la luz (fotofobia)

• Cambios en la visión

Dejar un mensaje